Martianos

Martianos. Seguidores del pensamiento de José Martí Red de los emigrados cubanos

¿Se roban o se fugan los cerebros? ¿Acaso no es lo mismo?

Por Rodolfo Romero Reyes*/Letra Joven.- Hace unas horas el sitio Cubadebate publicó un artículo titulado “La emigración cubana y su manipulación política por Estados Unidos”. En él se hacía referencia al “robo de cerebros”.

Muy interesado estoy en continuar en mi blog el tema migratorio, hasta hablar finalmente de la reforma, por supuesto; pero el “robo” o “fuga de cerebros” es una provocación que no quiero dejar escapar.

Alguien dijo una vez que las fugas de cerebros “siempre son consensuadas: quien tiene el capital económico propone y quien posee el capital intelectual dispone”. Eso es cierto, pero ¿es justo o ético que los que tienen capital económico asedien a los que no lo tienen y bloqueen sus salidas económicas, causando la decepción de una parte del capital intelectual que convive día a día en países que, como Cuba, intentan salir del subdesarrollo?

Dice Cubadebate: “No satisfechos con extraerlos del país, los persiguen por diversas partes del mundo. Vigente está el programa ideado por la administración Bush para captar médicos y otros especialistas de salud cubanos que prestan importantes servicios en decenas de países. Permanente es también el asedio a nuestros deportistas, reconocidos en los escenarios mundiales (…)”.

Para apoyarnos en estadísticas, consulté un informe del Banco Mundial, publicado en octubre de 2005, en el que se citan algunas estadísticas a las que vale la pena echarles una ojeada.

“En los últimos 40 años, más de un millón 200 mil profesionales de la región de América Latina y el Caribe emigraron hacia Estados Unidos, Canadá y el Reino Unido. De Latinoamérica han emigrado como promedio más de 70 científicos por día durante 40 años”.

“De los 150 millones de personas que en el mundo participan en actividades científicas y tecnológicas, el 90 por ciento se concentran en los países de las siete naciones más industrializadas”.

“Varios países, sobre todo los pequeños de África, el Caribe y América Central, han perdido a través de la migración más del 30 por ciento de su población con educación superior”.

“El Caribe insular, donde el idioma de casi todos los países es el inglés, posee la fuga de cerebros más alta del mundo. En algunos de ellos, 8 de cada 10 egresados universitarios se han ido de sus naciones”.

“Más del 70 por ciento de los programadores de software de la compañía estadounidense Microsoft Corporation proceden de la India y América Latina”.

Ahora los dejo con un dato sobre Cuba, que no aparece en el citado informe: “Entre 1959 y el 2004 se graduaron en Cuba 805 903 profesionales, incluyendo médicos. La injusta política de Estados Unidos contra nuestro país nos ha privado del 5,16 por ciento de los profesionales graduados por la Revolución”.

Consultemos entonces a BBC Mundo. En un artículo publicado hace cinco años, se decía que entre 1990 y 2007, “la cifra de quienes abandonaron suelo latinoamericano con su título universitario bajo el brazo para instalarse en algunos de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) creció un 155%. En términos globales, unos cinco millones de médicos, ingenieros, arquitectos y otros profesionales latinoamericanos se han embarcado en viaje de ida para el año 2007. Más del 80% de ellos había escogido como destino Estados Unidos”.

La periodista agregaba que “la mayoría de los emigrantes no encuentra la realización profesional en otras fronteras. De acuerdo con la investigación del SELA, más del 60% termina trabajando en empleos que no se corresponden con su formación (…).México va a la cabeza con cerca de un millón 400 mil emigrantes altamente calificados para el año 2007, mientras que Cuba se sitúa en segundo lugar con alrededor de 400 mil profesionales”.

Los Estados Unidos han alentado durante décadas la emigración ilegal de cubanos hacia la Florida. Prometen “villas y castillas”. Algunas las cumplen, otras no. Leí los artículos de Edmundo García sobre el tema. La mayoría de los que se van no lo hacen por motivos políticos, lo hacen en busca de mejoras económicas, como la mayoría de los emigrantes en el mundo. Lamentablemente para ellos, muchos terminan frustrados, algunos incluso quieren regresar.

Alentar la emigración es tan poco ético como ahogar económicamente a un país. En un final, la crisis económica es la fuente de esa emigración; crisis económica que sería menor si no existiese el bloqueo contra Cuba ¿o me equivoco?

Dice el texto en Cubadebate que “mientras más de 429 mil indocumentados fueron detenidos y más de 397 mil inmigrantes fueron expulsados de Estados Unidos en el 2011, según reconoció hace unos días el Departamento de Seguridad Interior, los inmigrantes cubanos continúan recibiendo un tratamiento privilegiado a tono con los intereses subversivos de la política norteamericana hacia nuestro país”. No estoy en contra de que las personas emigren, estoy en contra de que el gobierno de Estados Unidos aliente la emigración ilegal con Cuba y que se siga metiendo en los asuntos que solo les atañen a los cubanos.

Termino con cuatro nombres, con cuatro historias, con cuatro amigos. Arlene estudiaba segundo año de ingeniería química y se fue. Yuly no terminó su carrera de Comunicación Social y también partió. Javier se despidió de sus amigos la semana pasada y recién escribió en Facebook que tiene “el gorrión subido”, no llegó a tercer año en la Facultad de Lenguas Extranjeras. El tío de mi amiga pinareña, es uno de los mejores médicos que ha tenido este país, se fue ilegalmente en una balsa hace unos siete años más o menos y no pudo darle un último adiós a su mamá. No sé si el término correcto es “robo” o “fuga” de cerebros, pero lo que sí creo con todas mis fuerzas es que Arlene, Yuly, Javier y “Pipe” serían cuatro excelentes profesionales aquí en Cuba, brindándoles servicios a los suyos, con su familia.

Me hubiera gustado que el destino de estas cuatro personas hubiese sido muy diferente. Me gustaría que si desean venir de vacaciones para ver a su familia y pasar un buen rato con los suyos, puedan hacerlo. Quisiera que emigrar en Cuba no fuera un conflicto. Desearía que todos mis amigos del pre y la universidad, se realizasen personal y profesionalmente en Cuba, conmigo, sin necesidad de emigrar. Para eso tendrían que cambiar muchas cosas, pero la mayoría de los cambios tendrían que hacerse allá, a 90 millas. Los grupos ultraderechistas norteamericanos deberían dejarnos ser a nuestra manera, libres y socialistas, como nos dé la gana. Esa sería una buena manera para dejar de hablar de “robos de cerebros” y para que este último párrafo no roce con la utopía.

*Rodolfo Romero Reyes periodista cubano.

Martianos-Hermes-Cubainformación-Cubasolidaridad

Estos textos pueden ser reproducidos libremente siempre que sea con fines no comerciales y cite la fuente.

Vistas: 62

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Martianos para agregar comentarios!

Únete a Martianos

Miembros

TELESUR

Jefe de Daesh es capturado por el Ejército de Irak

La detención del líder terrorista ocurrió en el marco de la operación "Voluntad de Victoria" lanzada por el Ejército iraquí contra los remanentes del Daesh.

Trump exige a congresistas atacadas disculparse con Israel

La representante demócrata por Minnesota, Ilhan Omar, acusó al mandatario estadounidense de tener "una ideología fascista".

Bolivia atiende a población afectada por volcán peruano

En Perú, la actividad del volcán Ubinas ha afectado a casi 30 mil personas que habitan en la región sur.

Protestan en Chile contra políticas migratorias de Piñera

Cerca de medio millar de manifestantes se concentraron en pleno centro de Santiago, para reclamar contra las condiciones que deben enfrentar para regularizar su situación migratoria.

© 2019   Creada por Roberto Domínguez.   Con tecnología de

Informar un problema  |  Términos de servicio