Martianos

Martianos. Seguidores del pensamiento de José Martí Red de los emigrados cubanos

Correspondencia: UN DECEPCIONANTE REGALO POR EL FIN DE AÑO

Soy uno de los varios miles de cooperantes cubanos pertenecientes a la corporación ANTEX que prestamos nuestra colaboración en la República de Angola y que fuimos afectados por esta medida.
En horas de la mañana del jueves 19 de diciembre del año en curso, comenzamos el día con el decepcionante regalo por el fin de año, publicado por el órgano del Comité Central de nuestro partido.
Con gran frustración, decepción e incredibilidad hice un analices de los argumentos expuestos en dicha información, la cual dejó en mi muchas interrogantes. Ahora se considera inadecuado y obsoleto un mecanismo con pocos años de utilización, el cual debe haber sido producto de un profundo análisis para su implementación.
Los que realizamos nuestra colaboración en la República de Angola en la variada gama de sectores de ese país, aportamos millones de dólares a nuestra economía, los cuales con la justeza que caracteriza nuestro sistema social fueron y serán empleados en beneficio de toda la sociedad, incluyendo el transporte colectivo. De la misma forma considero importante el aporte de cada uno de los colaboradores en cualquier parte del mundo
Fueron y son muchos los profesionales y los trabajadores de diferentes categorías, que expuestos a la variada gama de enfermedades existentes en ese país, muchas de ellas erradicadas por nuestra Revolución en Cuba, así como diferentes riesgos, incluidos las minas colocadas en el proceso bélico y que se estiman en más de 30 años el tiempo para su erradicación total, los que, a pesar de la lejanía, tanto del país como de sus familias, aceptaron ir y cumplir con el sagrado deber de la misión que se nos encomendaba. Y digo misión porque así dice en el diploma de reconocimiento que nos entregaron en ese país a nuestro regreso definitivo.
Duele mucho recordar a los que perdieron su vida allá a pesar de los esfuerzos de la corporación por salvarle la vida, producto de enfermedades como algunos compañeros míos que con 60 o más años sufrieron infartos , ellos en algunos casos magníficos profesionales y otros excelentes trabajadores que se desempeñaron con maestría y profesionalidad en sus oficios, siendo pilares fundamentales en las cifras millonarias de aporte a la economía de nuestra país, esos aportes que ayudan al estado a revertirlos en la colectividad. En muchas ocasiones a lo largo de la misión se nos pidió pagarnos de la parte del salario para los gastos personales allá, solamente lo equivalente a 50 dólares, ya que era necesario enviar el resto para ayudar en las necesidades económicas de nuestro país.
A mi mente vienen los tristes días en que la corporación con mucha dedicación luchaba para enviar sus cadáveres y las pertenencias a sus familiares, que con desesperación los esperaban.
Todos ellos después de dedicar toda su vida a trabajar en nuestro país e incluso en algunos casos a combatir en Angola por consolidar la independencia amenazada de ese país. No perdieron la vida en la contienda bélica y desgraciadamente la perdieron muchos años después, con el único propósito de mejorar su calidad de vida y de su familia con el producto de su trabajo creador.
Los familiares que tenían en su poder las cartas después de tanto tiempo de espera en silencio ya que nadie explicaba las razones de la paralización de la venta por espacio de casi un año, desde luego ahora se dan cuenta que el prolongado silencio obedecía a lo que se estaba cocinando y que desde el primer momento era la bola que circulaba en la calle. Seguro que ellos al igual que la inmensa mayoría de nosotros discutía esas bolas teniendo confianza en nuestro estado, que siempre fue un paradigma de justeza. Ahora resulta que estaban en lo cierto los que hacían ese comentario y los funcionarios del ministerio de transporte que al llamarlos nos dijeron que no teníamos que preocuparnos, que esa bola era lo más ilógico que habían oído. Ahora resulta que lo ilógico se convirtió en lógico.
También recuerdo a los compañeros y compañeras que estando allá perdieron a sus padres y hermanos y que nosotros fuimos su familia en ese inmenso dolor, ya que no podían viajar después de recibir la noticia por estar a más de 14000 km en África y no en América, Acompaño el doble dolor de los familiares de mis compañeros
Considero que la medida no fue democrática de acuerdos con los argumentos de la nota donde se refiere que un 30% de los vehículos adquiridos eran vendidos poco tiempo después de comprados, lo que indica claramente que un 70 % que deseábamos tener el medio para mejorar nuestra calidad de vida fuimos castigados con la mediada. Me pregunto y se preguntaran los miles de mis compañeros y compañeras afectados, si en ese análisis que duro muchos meses no pudieron comprobar que la inmensa mayoría de ese 30% por no decir todos, vendieron el equipo para cubrir necesidades más perentorias, como la compra de una vivienda o la terminación de una, ya en construcción, por no disponer ese medio vital para la vida y el desarrollo de la familia. Por lo que considero que optaron por esa decisión no como un medio de especulación o enriquecimiento, sino que sus ingresos, producto del salario no le daban para resolver sus perentorios problemas dada la situación económica de nuestro de país.
Dentro de las interrogantes, me pregunto ¿quiénes sentían inconformidad e insatisfacción?. ¿Eran acaso los miles de trabajadores de todas las categorías ocupacionales que con ingresos producto del trabajo y no acceso a la moneda en que comercializan los equipos, o la de un reducido grupo que la obtenían en grandes cantidades no precisamente producto del trabajo creador, si no de medios fraudulento y producto de la corrupción? La otra interrogante es. ¿Se premia, e incluso se lava el dinero con esta medida y se castiga a los que producto de su trabajo honesto aportando como dije anteriormente millones de pesos en moneda libremente convertible a la economía de nuestro país? ¿No se conoce que el salario que reciben los cooperantes en dos o más años no le permite adquirir un auto de segunda mano a los precios del mercado en la calle? La carta nos da prioridad pero se nos invalida la compra si el precio en que se van a ofertar es el que existe en el mercado de la calle.
Quien emite estas consideraciones fue contratado por la corporación para un periodo de dos años, después de cumplido dicho periodo y por mis buenos resultados en el trabajo, así como por necesidades de la propia empresa donde laboraba, me fue solicitado permanecer dos años más, en lo que estuve plenamente de acuerdo . La mayoría de mis compañeros cumplieron su contrato de dos años y hoy disfrutan de su auto, por ellos me siento inmensamente feliz que pudieron cumplir con sus modestísimos anhelos. Todos los que cumplimos con nuestro compromiso con la misión y con nuestra patria vimos la enorme diferencia de nuestro salario con el que nos ofertaban las entidades nacionales allí con gran déficit de nuestras especialidades. Con unos pocos meses en ellas serian suficiente para adquirir un auto a los precios del mercado negra en Cuba que ahora dejara de ser negro, sin embargo preferimos el orgullo de cumplir y regresar para obtenerlo por la vía establecida según el decreto estatal. Soy un hombre de 66 años, jubilado y con una pensión que no me cubre mis necesidades básicas. Dedique mi vida a trabajar muy duro, incluso domingos y días feriados por el desarrollo de nuestro país. Y en ese camino, en 1984 cumplí misión internacionalista por 3 años en la República Popular de Angola, cuando el conflicto bélico era más intenso; en dicha oportunidad no fui para optar por la compra de un vehículo, si no dispuesto a dar mi vida por la consolidación de la independencia de ese país y cooperar en su desarrollo.
De acuerdo con los procedimientos la corporación que me contrató consideró que reunía los requisitos establecidos para otorgarme la carta, después el expediente conformado en mi ministerio fue firmado por mi ministro, puesto a disposición del ministerio del transporte siendo firmada la carta el 12/11/2012 por el ministro del transporte. Este proceso administrativo, como es natural generó grandes gastos para los residentes en el interior del país al tener que hacer los trámites en La Habana, adicionar a ellos los gastos en gestiones de compra hasta los lugares de venta. Ahora después de 8 meses de paralizada las ventas y de llamar a las instancias, incluso las superiores del estado, para conocer de la situación de compra sin recibir explicación del motivo de la paralización de la venta, vemos como de un plumazo se invalidan la firma de los ministros involucrados y de las facultades que crearon dicho sistema. En mi caso con más de un año de la carta en mi poder y sin tener la posibilidad de compra, esta queda sin validez.
Y mis últimas interrogantes. ¿Podré seguir creyendo como hasta ahora en los decretos y regulaciones emitidos por mi gobierno y en que los derechos dados por ese Estado van a ser respetados? ¿Se valoró el costo político de la medida?
Siempre confié en las medidas de nuestro sistema social, el que considero muy justo. Pero esto no lo entiendo, ni lo voy a entender nunca.
Fue un regalo de fin de año verdaderamente decepcionante.
Mis disculpas por lo extenso de mi análisis, pero estén seguro que es insuficiente comparado con todo lo se pudiera exponer

Fraternalmente
Héctor Bosch Moreno

Remitida por Lázaro F.

Vistas: 76

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Martianos para agregar comentarios!

Únete a Martianos

Miembros

TELESUR

Provincia cuna de la literatura cubana prepara Feria del Libro

Más de 300 títulos para todas las edades estarán a la venta y tendrán lugar exposiciones, talleres y conferencias a cargo de prestigiosas figuras.

Detectan un caso sospechoso de coronavirus en México

El Subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, dvirtió que es inminente que el virus llegue a México.

Sin casos de coronavirus en Argentina, pero alertas por dengue

Autoridades sanitarias declararon preocupación por varios focos de dengue, enfermedad transmitida por el mosquito Aedes Aegyptis.

Gobiernos latinoamericanos refuerzan medidas contra Covid-19

El virus suma más de 80.000 casos de contagio en más de 30 países. Después de China, Japón, Corea del Sur, Irán e Italia registran la mayor cantidad de casos.

© 2020   Creada por Roberto Domínguez.   Con tecnología de

Informar un problema  |  Términos de servicio