Martianos

Martianos. Seguidores del pensamiento de José Martí Red de los emigrados cubanos

HONRAR HONRA No. 32/10
Órgano de la Oficina del Programa Martiano del Consejo de Estado de la República de Cuba.
Editor: Subdirector Lic. Eulogio Rodríguez Millares,
Calzada No. 801, ent. 2 y 4, Vedado, Plaza de la Revolución, Ciudad de la Habana
Telf. 831-1910, 838-2298 Fax 836-4756
eulogio.rodriguezmillares@josemarti.co.cu
eulogio_rodriguezmillares@yahoo.es
http://www.josemarti.cu/

“Aquí, como en todo cuerpo social: los pobres aspiran a la justicia, los ricos al abuso, los perezosos a la holganza, los empleados a la perpetuidad, los políticos al despotismo, los sacerdotes a la agoreria.” J.M. T 11, P 255

INVITACIÓN A LA II CONFERENCIA INTERNACIONAL BOLÍVAR, LINCOLN Y MARTÍ EN EL ALMA DE NUESTRA AMÉRICA, CARACAS, VENEZUELA (NOVIEMBRE 17/20)
secretariaiiconferenciablm@gmail.com http://www.josemarti.cu/
http://martianos.ning.com/ http://www.cubaminrex.cu/index.htm
http://www.conferenciamartijuarezlincoln.com/

DOCUMENTOS INCLUIDOS EN ESTE NÚMERO.


1.- NOTICIAS DEL ACONTECER MARTIANO (A, B y C)
2.- BOLÍVAR DE NUESTRA AMÉRICA, Por Eusebio Leal. (Pág. 5)
3.- EN DERECHO, O EN REVÉS, Por Ricardo Ronquillo Bello (Pág. 8)
4.-La masacre de El Príncipe el 1ro. de agosto de 1958 por Giraldo Mazola (P-10)

1.- NOTICIAS DEL ACONTECER MARTIANO


A)Acuerdo firmado entre el Grupo Parlamentario Venezolano del PARLATINO y la OPM para celebrar conjuntamente la 2da. Conferencia Internacional del ALMA y la VIII Cumbre Social del 17 al 20 de noviembre/2010

ACUERDOS ENTRE EL GRUPO PARLAMENTARIO VENEZOLANO DEL PARLATINO Y LA OFICINA DEL PROGRAMA MARTIANO (OPM) SOBRE LA CELEBRACIÓN CONJUNTA DE LA SEGUNDA CONFERENCIA INTERNACIONAL BOLÍVAR, LINCOLN Y MARTÍ EN EL ALMA DE NUESTRA AMÉRICA QUE PATROCINA LA OFICINA DEL PROGRAMA MARTIANO Y LA VIII CUMBRE SOCIAL POR LA UNIDAD DE LATINOAMÉRICA Y EL CARIBE QUE ORGANIZA EL PARLATINO POR MEDIO DEL GRUPO PARLAMENTARIO VENEZOLANO

Las delegaciones presididas por el Dr. Armando Hart Dávalos, Presidente de la Sociedad Cultural José Martí y Director de la Oficina del Programa Martiano en su carácter de Presidente de Honor del Comité Organizador de la Segunda Conferencia Internacional del ALMA e impulsor de esta iniciativa, el Diputado Giuson Flores, Presidente del Grupo Parlamentario Venezolano del Parlamento Latinoamericano y el Diputado Filinto Duran, Presidente del Comité Organizador de la VIII Cumbre Social por la Unión Latinoamericana y Caribeña y la II Conferencia Bolívar-Lincoln-Martí, en aras de beneficiarse ambos eventos de las temáticas afines que serán abordadas en cada uno de ellos y hacer un uso más eficiente de los recursos humanos y financieros, adoptan los siguientes acuerdos:

ACUERDO No. 1.- De carácter general, se ratifica la voluntad de ambas partes de proceder de la siguiente manera:

1)Hacer ambos eventos en la misma fecha del 17 al 20 de noviembre, realizándose la apertura de manera conjunta el día 17 en horas de la noche o al final de la tarde y la clausura en el Gran Salón del Hotel ALBA Caracas en la tarde del día 20 de noviembre, dedicándose la mañana de ese día para la sesión final de cada uno de ellos.

2)Poner en la Convocatoria de ambos eventos los nombres de los dos para que quede abierto la participación de cada uno en los panales que les interese.
3)Hacer el registro de manera diferenciada para que ambos eventos mantengan su propia identidad y pueda la Segunda Conferencia entregar los certificados de participación y de conferencistas los cuales serán firmados por el Rector Coordinador de las Universidades Bolivarianas y el Dr. Armando Hart Dávalos.
4)Organizar los servicios técnicos de manera conjunta para que den respuesta a los requerimientos de ambos eventos y en particular la interpretación simultánea que ambos exigen por la presencia de representantes de habla inglesa.
5)Ofrecer las actividades culturales coordinadas con la Universidad de las Artes para la Segunda Conferencia, a todos los participantes de los dos eventos e igualmente invitarlos a las actividades que organizará el Ministerio de la Enseñanza Universitaria en las parroquias a todos los ponentes e invitados especiales para ambos eventos

ACUERDO No. 2.- La Segunda Conferencia Internacional del ALMA mantendrá sus ejes temáticos para garantizar el mismo formato de convocatoria para el tercer encuentro en el 2011 en México y trabajaremos de conjunto para que los siguientes Foro contemplados en la Convocatoria de la VIII Cumbre Social se ensamblen con los talleres previstos en la Convocatoria de la Conferencia del ALMA de la manera siguiente:

1)Foro, No. 1 “El Bicentenario, El Socialismo y la Democracia en el Siglo XXI” con el Panel No. 1 titulado Bolívar, Juárez, Martí, Artigas, Eloy Alfaro, Sandino, y los próceres y revolucionarios y la historia y tradición de lucha de nuestros pueblos por la conquista de la verdadera independencia y soberanía frente al imperialismo de los EE.UU. Visión profética de José Martí
2)Foro No. 2 “Una mirada desde el sur a la Crisis del Capitalismo con el Panel No. 2 titulado “Políticas aplicadas por el Imperialismo de los EE.UU. desde el siglo XIX. La historia de América Latina y el Caribe desde Bolívar a la segunda mitad del Siglo XX. La continuidad del ideal de libertad y justicia en Nuestra América. Necesidad de estructurar un fuerte movimiento a escala mundial de solidaridad con los pueblos latinoamericanos y caribeños y contra la política de cerco y agresión del imperio contra nuestros pueblos. Las bases militares en Colombia como una amenaza real y el golpe de estado en Honduras como un balón de ensayo
3)Foro No. 6 titulado “Pensamiento Contra hegemónico, la educación y los movimientos sociales” con el Panel No. 4 titulado “Nuevo Pensamiento del Siglo XXI o Plataforma Histórico-Cultural que sustente el proceso de integración en marcha por el ALBA”
4)Foro No. 7 titulado “El Socialismo y la Crisis Ambiental” con el Panel No. 3, titulado “La lucha por los derechos de los pueblos originarios, de los inmigrantes y los derechos de los afro descendientes. La necesidad de construir puentes de diálogo y comunicación ente los pueblos de EE.UU. y Canadá con los de Nuestra América. Búsqueda de objetivos comunes en el pensamiento de los grandes pensadores de ayer y de hoy de las dos Américas”
5)Foro No. 8 titulado “Genero, Democracia Participativa y Socialismo” con el Panel No. 5, titulado “El ALBA como mecanismo de integración y de dignidad latinoamericana para derrotar la hegemonía del imperialismo de EE.UU. La Alternativa Martiana para Nuestra América (ALMA) y el movimiento social y político en la búsqueda de la unidad de acción para lograr un Mundo Mejor”

ACUERDO No. 3.- Los restantes Foro de la VIII Cumbre Social así como los Paneles de la Segunda Conferencia del ALMA quedan abiertos a la participación de cualquier delegado de ambos eventos presentando su correspondiente acreditación en uno de los dos.

ACUERDO No. 4.- Forma parte de ese Acuerdo la voluntad de ambas partes de que en toda la promoción que se realice a partir de la firma del presente memorando, se incluirá ambos eventos para potenciar este esfuerzo en interés de los dos importantes encuentros internacionales que se convocan de manera conjunta.

ACUERDO No. 5.- Ambas partes se comprometen a informar de este acuerdo a sus respectivos Gobiernos, a la Secretaría Permanente del ALBA y demás Instituciones, solicitándole apoyo para el éxito de ambos y pueda garantizarse su adecuada organización.

Los integrantes de ambas delegaciones participantes en este encuentro y en la negociación del presente acuerdo, aparecen en listado adjunto, la que forma parte integral de este documento. Dado en la Ciudad de la Habana a los cuatro días del mes de agosto del año 2010

PARTICIPANTES
PARTE VENEZOLANA.
Diputado. Giuson Flores (PARLATINO), Diputado. Filinto Durán (PARLATINO),
Diputado. Emil Guevara (PARLATINO), Diputado. Vidal Cisneros (PARLATINO)
Diputado. Walter Gaviria (PARLATINO), Daisy Pérez (PARLATINO),
Irving J. Molina Flores (PARLATINO), Ronald José Blanco, Embajador de Venezuela Dr. José Gómez Febres (Ministerio Relaciones Exteriores)

PARTE CUBANA
Dr. Armando Hart Dávalos OPM y SCJM, Lic. Eulogio Rodríguez Millares Oficina del Programa Martiano
Dr. Héctor Hernández Pardo OPM,
Dra. Ana Sánchez Collado, Directora Centro de Estudios Martianos,
Lic. Kenia Serrano Puig, Presidenta ICAP,
José Prieto, Director América Latina ICAP,
Lic. Alejandro Malmierca Castaño MINREX,
Raúl Mojena Suárez. MINREX,
Graciela Rodríguez Pérez Jefe Despacho Dr. Armando Hart Dávalos
Dra. Maria del Carmen Fernández Ministerio de Educación,
OPM (Oficina Programa Martiano), SCJM (Sociedad Cultural José Martí), ICAP (Instituto Cubano Amistad con los Pueblos), MINREZ (Ministerio Relaciones Exteriores)

Firman: Dr. Armando Hart Dávalos, Diputado Giuson Flores,
Diputado Filinto Durán


B)Armando Hart, Doctor Honoris Causa de la Universidad de Santo Domingo, Por Jorge Smith

Armando Hart, uno de los líderes históricos de la Revolución Cubana, recibió hoy el doctorado Honoris Causa de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) en acto celebrado en el Aula Magna del Colegio Universitario San Gerónimo, de la Habana Vieja, Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Franklyn García, rector magnífico de la UASD, tuvo a su cargo la imposición de la distinción, en acto que contó con la asistencia de Gustavo Cobreiro, rector de la Universidad de La Habana, Juan Medina y Rafael Morla, de la UASD, y Eusebio Leal, historiador de la Ciudad de La Habana.

También se encontraban miembros del Cuerpo Diplomático, intelectuales, artistas, trabajadores de la Oficina del Programa Martiano y público en general.

El Doctor Franklyn García calificó a Hart como “mente sobresaliente, patriota de pensamiento señero, internacionalista, hombre relevante de nuestros tiempos, erudito, luchador contra la corrupción y abogado de causas nobles”. En sus palabras de elogio el rector de la UASD destacó el papel de Hart en la lucha contra Batista, como coordinador nacional del 26 de Julio, su digna cárcel y las labores que como ministro de Educación del gobierno revolucionario desarrolló en la Campaña de Alfabetización de 1961 y como ministro de Cultura de 1976 a 1997. El destacado intelectual dominicano señaló los aportes del cubano a Iberoamérica, sus obras, libros y la condición de referente moral para las juventudes.

Armando Hart en sus palabras de agradecimiento recordó a Martí, Gómez, Federico Henríquez Carvajal, Juan Pablo Duarte, el Manifiesto de Montecristi, Juan Bosch y Francisco Caamaño. El presidente de la Sociedad Cultural Martiana exhortó a luchar contra los que pretenden imponer un pensamiento único y exhortó a divulgar la idea martiana de la cultura de hacer política, para sustituir el “divide y vencerás” de los poderosos por el “unidos para vencer” de las mayorías. Por último realizó un llamamiento para unir a Santo Domingo y Cuba en el estudio y para ello ofreció sus archivos personales y todo el testimonio posible.

El coro Exaudi, dirigido por la maestra María Felicia Pérez, ofreció cuatro piezas musicales entre las que destacaron Este son homenaje, dedicado por el Comandante de la Revolución Juan Almeida al cantante Miguelito Cuní, y una hermosa y novedosa versión de El manisero, de Moisés Simons.

C)Estudiantes de América Latina se gradúan en Centro de Estudios Martianos Por Jorge Smith

Un grupo de 10 estudiantes de la Universidad de Puerto Rico recinto Río Piedras (UPRRP), dos de Brasil y una de Chile se graduaron del curso Cuba: su historia y actualidad, en la sede del Centro de Estudios Martianos (CEM), de La Habana.

El acto contó con la asistencia de Armando Hart, uno de los líderes históricos de la Revolución Cubana, Ana Sánchez Collazo, directora del CEM, Edwin González, delegado de la Misión de Puerto Rico en Cuba, y Lidia Versón, directora del Instituto Interdisciplinario y Multicultural de la Facultad de Estudios Generales de la UPRRP.

La escritora Fina García Marruz y el compositor César Portillo de la Luz también honraron con su presencia la ceremonia.

Armando Hart felicitó a los graduados y Ana Sánchez leyó dos bellos textos de Bertolt Brecht y Lola Rodríguez de Tió.

Maria Elena Segura, subdirectora del CEM, refirió las variadas temáticas del curso, impartido por investigadores e historiadores del CEM y de otras instituciones, que además abarcó aspectos del arte en la isla.

El estudiante puertorriqueño Gustavo Pabón Rico aseveró, en nombre de los graduados, que las jornadas de estudios efectuadas en el CEM fueron de alta calidad y se complementaron con sus experiencias en las calles cubanas.

Los graduados se nombran Anainés Córbet, Natalia Centeno, Jorge Lefevre, José Márquez, Gustavo Pabón, Brenda Piñero, Dianangelyz Ramos, Elixavier Rivera, Dianisa Rodríguez y Mónica Sánchez. También recibieron diplomas de graduados los estudiantes brasileños Harumi Arruda y Rodrigo Cavalcanti y la chilena Ana Monzo.

Edwin González, delegado de la Misión de Puerto Rico en Cuba, exhortó a los estudiantes a utilizar los conocimientos adquiridos para develar en sus países la verdad de la Mayor de las Antillas, asediada por Estados Unidos y otros poderosos adversarios por defender su derecho a la independencia.

El dúo Darias interpretó dos piezas musicales a partir de poemas de la poetisa boricua Lola Rodríguez de Tió.

Ana Sánchez felicitó a los graduados e invitó a los presentes a disfrutar de una exposición plástica con el tema martiano y a la reinauguración de una fuente dentro del inmueble por parte del autor de Delirio y Contigo en la distancia, la cual volvió a funcionar gracias al gesto solidario del mexicano Alfonso Herrera Franjutti.

1.- BOLÍVAR DE NUESTRA AMÉRICA, Por Eusebio Leal.

¡Se dice Bolívar y decimos Libertador! Fue el título que más amó en vida el hombre genial; y el que distingue, más allá de la muerte, al que fundó cinco naciones, dio batallas, conoció la opulencia y casi la mendicidad; al Estadista y al Legislador que redactó constituciones, valoró la importancia de la enseñanza universal y de la educación de los indios y luchó por la emancipación de los esclavos africanos.

Su epistolario y documentos políticos nos han hecho depositarios de un arsenal de ideas al mismo tiempo que nos revelan en el autor a un hombre sencillo y complejo: metálico cuando decide y ordena, cjava-scriptdor y tierno ante la mujer y el niño, magnífico en la desventura, seguro de sí, y firme en sus convicciones.

Cuando vino al mundo Simón Bolívar y Palacios el 24 de julio de 1783, ya había sido derramada en el Cuzco la sangre de Tupac Amaru II. Su rebeldía y las fuerzas que desencadenó el inca fueron un chispazo en la noche.

Un venezolano, con justicia llamado el Precursor, Francisco de Miranda, daba a conocer su nombre, que legaría a la Revolución Francesa y a la norteamericana como prólogo de sus proyectos emancipadores que cimentaron el camino que solo a Bolívar le sería dado recorrer después.

Hijo de una clase prepotente e intocable, que se distinguía por el privilegio de vestir manto sobre sus hombros, Bolívar acreditaba además una ascendencia que en América estuvo presente desde el siglo XVI, su mismo nombre aparece en la inscripción funeraria de su más lejano predecesor sepultado en la catedral primada de Santo Domingo.

Pero su clase culta e ilustrada, arrinconada por las exigencias de una metrópoli insaciable, aprovechó los primeros síntomas de debilidad y el vacío de poder producido por la invasión napoleónica a España para soñar con un régimen de libertad absoluta para sí que, por supuesto, no incluía la de sus siervos africanos ni las justas reivindicaciones que ansiaban los llaneros, los pardos e indios y demás venezolanos humildes. Así se constituyó la Suprema Junta Gubernativa que devendría independiente, el 19 de abril de 1810.

Investido de representatividad diplomática, y junto a Andrés Bello, Bolívar viaja a Londres ese mismo año como portador de la demanda de reconocimiento del movimiento político venezolano. Pero resultó notorio que poniéndose más allá de las instrucciones recibidas, expresó claramente su criterio de que la independencia absoluta era la más alta aspiración de los insurgentes.

La reacción realista encabezada por el General Monteverde gana terreno aceleradamente; la capitulación con que concluyen aquellos sucesos fue solamente el anticipo de crueles persecuciones y de la restitución de todos los fueros e injusticias contra los cuales se había luchado. Quizás la imagen de Miranda, entregado a los españoles en La Guaira, cargado de cadenas, resulte por sí misma la más dramática explicación de lo que las contradicciones, rivalidades y ausencias de unidad entre los patriotas inmaduros, significó para la revolución venezolana.

A la proclamación y caída de la Primera República, (la de los mantuanos) sucedió un largo proceso en el cual Bolívar vivirá sus primeras y controvertidas experiencias políticas.

Ante él se abre la ruta del exilio, primero en Curazao y luego en Cartagena de Indias, aquella ciudad inexpugnablemente fortificada por los mismos alarifes que habían comenzado su obra en La Habana a finales del siglo XVI.

De aquí regresaría Bolívar para dar inicio a su "Campaña Admirable". Marcha que compartirá día a día y jornada a jornada, hasta penetrar en Caracas el 7 de agosto de 1813 y ser proclamado Libertador.

A diferencia de la Primera República, la Segunda nació de la lucha armada y con una mayor y más amplia base social. Además, se había sentado un precedente importante en la trayectoria futura de los acontecimientos: numerosos contingentes de la Nueva Granada le habían acompañado y muchos de aquellos fieles seguidores quedaron en el camino.

A partir de su regreso a nuestro continente, Bolívar extraerá de reveses y desalientos, y también de sus primeras victorias, la idea que habría de ser la piedra angular de su pensamiento político: la necesidad de la unidad revolucionaria continental.

No pudo evitar el Libertador, sin embargo, que reviviesen las enconadas querellas de antaño; destituido y cautivo, logra fugarse a las Antillas en 1814.

Bolívar está en Kingston. El 6 de septiembre de 1815 es fechado el histórico documento que hoy conocemos con el nombre de la Carta de Jamaica, en la cual el Libertador anuncia el nacimiento de Colombia como un Estado en el que se unirán los vastos territorios donde el despotismo colonial ha sido derrotado. Analiza política y socialmente la situación general de América y propone un programa de acción. Desestima la monarquía como forma de gobierno y no excluye la posibilidad de que cubanos y puertorriqueños se integren al movimiento libertador. Bolívar analiza las posibilidades de la lucha en sentido global.

La permanencia de El Libertador en Haití, la amistad del Presidente Petión y el apoyo que este le prestó en nombre de la República negra, proscrita y acorralada, resulta uno de los más nobles antecedentes del internacionalismo y el desinterés.

Cuando desembarca en Barcelona (Venezuela) en 1817, pudo muy bien recordar el día en que sobre el Monte Sacro en Roma, solo con su maestro Simón Rodríguez, contemplando los templos y foros de la gloriosa antigüedad convertidos en un bosque ruinoso, juró consagrar su vida a la libertad de América. De nuevo en el campo de batalla, rodeado de cuantos habían mantenido la llama de la rebeldía, unido a Páez, a los llaneros, compartiendo la vida dura del soldado, se entrega a la organización del Estado tan pronto las circunstancias se lo permiten.

El 7 de agosto de 1819 la victoria de Boyacá anuncia el nacimiento de Colombia, que sería proclamada en el Congreso de Angostura el 17 de diciembre del mismo año. El 24 de junio de 1821 la batalla de Carabobo precipita la liberación de Venezuela, a excepción de Puerto Cabello, y cinco días más tarde entra Bolívar triunfante en la ciudad de Caracas.

A la epopeya de la Guerra de Independencia en este continente Bolívar imprimió un sello indeleble: las marchas y contramarchas, las inmensas distancias recorridas bajo el sol abrasador, a la humedad insoportable o el frío de alturas inimaginables.

El Congreso de Cúcuta le erige Presidente de la República y cuando convoca, el 7 de diciembre de 1824, a la magna reunión de los países independientes de nuestra América en el istmo de Panamá, faltan solo 48 horas para que Antonio José de Sucre alcanzase en la pampa de Quinua la victoria de Ayacucho, por la cual dejó de existir definitivamente el Virreynato colonial y nació la república del Perú. A esta altura de su carrera política y militar el Libertador debía enfrentar la difícil tarea de salvar la obra de la Revolución de dos mortales acechanzas. La que surgía de adentro con las sobrevivencias del regionalismo por la visión limitada de los que solo podían concebir patrias pequeñas y, desde luego, la herencia de siglos de dominación, que se traduce en incultura, incomunicación, fanatismo religioso y pobreza que, si aún no s sobrecogen en nuestra América, más nos impresiona imaginarlas entonces.

En segundo lugar el Libertador enfrentaría los intereses y desavenencias de las potencias europeas en cuanto a la mutación del equilibrio de fuerzas en la América meridional, incluyendo el Caribe. La terca política de España que envía la fuerte expedición encabezada por Morillo tratando de reconquistar lo definitivamente perdido. En general, la estrategia de la Santa Alianza, que veía con horror Repúblicas e independencias. El duelo sordo entre la Gran Bretaña y la República norteamericana, cuya posición ambigua en la forma y en el fondo se aliaba con el colonialismo español. De hecho, los Estados Unidos bloquearon al Congreso Anfictiónico de Panamá, influyendo para desviar la atención de las Delegaciones de la posibilidad de analizar el destino de Cuba y Puerto Rico. En la correspondencia reservada de los agentes diplomáticos norteamericanos y el Gobierno se evidencia una red de maquinaciones cuyo último objetivo no era otro que el descabezamiento de la Gran Colombia y, desde luego, la liquidación de El Libertador y de toda influencia bolivariana.

Desde el 22 de junio de 1826 en que se constituye el Congreso en Panamá, y hasta 1830, Bolívar luchó con todas sus fuerzas ya sensiblemente disminuidas para lograr la sobrevivencia del sistema político que había creado contra las más adversas circunstancias.

En cuanto a Norteamérica, ninguna palabra define mejor su criterio que las dirigidas a Patricio Campbell: "Los Estados Unidos parecen destinados por la providencia para plagar la América de miseria en nombre de la libertad".

2.- En derecho, o en revés, Por Ricardo Ronquillo Bello •
ronquillo@juventudrebelde.cu 24 de Julio del 2010 22:56:44 CDT

La frase del Apóstol llameaba en la memoria mientras asistía esta semana a un análisis sustancial para la nación de ahora y del futuro. «En los pueblos libres el Derecho ha de ser claro. En los pueblos dueños de sí mismos, el Derecho ha de ser popular».

Tan fundamental resulta, que su abandono podría prefigurarnos otra Cuba, sin eso que Armando Hart, en su afán de afianzar un diálogo de generaciones, llamó en algún momento el eje del bien «antibushiano»: la cultura, la ética, el Derecho y la política solidaria.

En opinión de este revolucionario e impetuoso predicador martiano, quien violente la ley en Cuba, cualesquiera que fueran los propósitos que tenga, nobles o no, le abrirá el camino al imperialismo.

Un reciente artículo suyo abordó la trascendencia de la histórica Constitución del 40, como expresión de una tradición jurídica criolla muy poderosa, que hoy, y sobre todo hacia el mañana, estamos en la responsabilidad de hacer predominar.

Esa herencia del Derecho ha tenido tanta influencia en el devenir cubano, sostiene Hart, que de violentarla flagrantemente le han nacido a Cuba dos revoluciones. La primera tras la prórroga de poderes del dictador Gerardo Machado, y la otra tras el golpe de Estado de Fulgencio Batista.

Podría agregarse que los actos libertarios en el archipiélago nacieron en ley, desde que en los potreros de Guáimaro la contienda independentista naciente se ajustó a Constitución. Desde entonces un civilismo y una civilidad casi inauditas, por la forma en que surgieron, distinguieron todo gesto patriótico y emancipador.

El civilismo ha quedado incluso como marca beligerante en la memoria nacional, pese a que nació ante un ejército —el mambí— que representaba las mejores ansias de Cuba: libertad y justicia.

Sería lamentable que el desconocimiento o la subestimación de hechos semejantes alimente una herejía histórica, una profanación de la lógica del desarrollo: que en vez de a una revolución —fuente de Derecho— como ocurrió hasta ahora, la ignorancia o la irreverencia a la ley abra brechas a la contrarrevolución.

Entonces el Derecho se prostituiría definitivamente, dejando de ser fuente de justicia, única forma honrosa y revolucionaria de legislarlo, demandarlo y ejercerlo.

Un sustancial foro del Polo de las Ciencias Sociales hace encrespar estas meditaciones, al analizar los resultados de una indagación del Centro de Estudios Jurídicos del Ministerio de Justicia, que valoró los resultados de la estrategia de comunicación para el fortalecimiento de la cultura jurídica de la población, a partir de la percepción social.

La investigación revela una vez más los déficits que persisten en este campo, y los riesgos que ello implica para Cuba y su Revolución porque, como bien se advirtiera en el encuentro, el Derecho es transversal, y por lo tanto atraviesa todo en nuestra sociedad.

El sociólogo Juan Luís Martín, Miembro de Mérito de la Academia de Ciencias y coordinador de este vital espacio, pensado para contribuir a la toma de decisiones, meditaba que una sociedad vive en sus normas, en la plena conciencia de sus deberes y derechos. Vale agregar que una revolución vive, y perdura en los derechos que consagra, y en las instituciones que los refrenden y defiendan.

Y la carencia que muestra el estudio lleva a ciertas preguntas: ¿Alguien en desconocimiento de las leyes, de sus deberes y derechos, está en capacidad de ejercitarlos? ¿Podrá honrar adecuadamente unos, o hacer valer consecuentemente los otros? Las respuestas a estas interrogantes son fundamentales para que una cultura política de la participación ciudadana reverdezca, y lo haga en la forma que no pocos asistentes consideraron como la «mejor cultura jurídica». Para que, como advirtió José Martí, el derecho sea claro, y esté en honda posesión de un pueblo que aspira a ser por siempre dueño de sí mismo.

3.-La masacre de El Príncipe el Primero de agosto de 1958 por Giraldo Mazola Para no olvidar lo que ha significado la dominación imperialista y las dictaras en Nuestra América que le han sido sus soportes locales, reproducimos este articulo de un hecho a no olvidar ocurrido en la Cuba de los años 50, en plena lucha por la definitiva liberación e independencia de nuestro país

Tres compañeros asesinados y más de una veintena de heridos fue el trágico saldo de una de las páginas represivas más sangrientas de la capital.

Las causas de esa masacre hay que ubicarlas en el contexto de aquel momento, en el flujo y reflujo de la lucha revolucionaria que conmovía al país. La ofensiva de la dictadura contra la Sierra después del fracaso de la huelga de abril se había transformado en una contraofensiva de las fuerzas revolucionarias.

Allá, en lo que se convirtió en el frente principal, el curso de los acontecimientos tomaba el derrotero irreversible que condujo a la victoria el Primero de Enero de 1959; se estaba decidiendo el futuro y la tiranía, aunque sus personeros no lo percibieran, estaba estratégicamente derrotada.

También todavía, para muchos de los combatientes del llano, no se apreciaba así el desarrollo de los acontecimientos y valoramos entonces esta represión bestial como parte de la naturaleza criminal de la dictadura.

Teníamos informaciones fragmentadas de lo que estaba ocurriendo pero conocimos después la valoración del Comandante en Jefe sobre el vuelco definitivo del curso de la lucha lograda con tantos sacrificios, cuando dijo, el 7 de agosto, por Radio Rebelde:

“La ofensiva ha sido liquidada. El más grande esfuerzo militar que se haya realizado en nuestra historia republicana, concluyó en el más espantoso desastre que pudo imaginarse el soberbio dictador, cuyas tropas en plena fuga, después de dos meses y medio de derrota en derrota, están señalando los días finales de su régimen odioso. La Sierra Maestra está ya totalmente libre de fuerzas enemigas.”

Ahora, al anunciar su libro “La victoria estratégica” añade:

“La derrota de la ofensiva enemiga, después de 74 días de incesante combate, significó el viraje estratégico de la guerra. A partir de ese momento la suerte de la tiranía quedó definitivamente echada, en la medida en que se hacía evidente la inminencia de su colapso militar.”

A fines de julio el ambiente de la prisión de El Príncipe, enclavada en el centro de la capital, se estaba caldeando. Más de 600 detenidos en prisión preventiva y una cincuentena de condenados en espera de su traslado a la llamada cárcel Modelo de Isla de Pinos se hacinaban en sus galeras. La designación de algunos jueces para que condenaran a los centenares de prisioneros en detención provisoria y remitirlos a la lejana y aislada Isla de Pinos, fracasaron por el enfrentamiento de los que eran presentados a juicio convirtiéndose de acusados en acusadores.

El coro de cientos de voces con que cantamos a medianoche del 25 de julio y al amanecer del 26, el Himno Nacional y el del 26 de Julio retumbó en el centro de la capital. Los visitantes al siguiente día lo comentaban. Eso nos entusiasmaba pues nos parecía que éramos copartícipes en lo que podíamos de lo que hacían los que estaban fuera, pero irritaba a los sicarios. El 31 de julio la dirección del penal trasladó arbitrariamente a la cárcel del propio Castillo a una treintena de prisioneros del Vivac, aludiendo dicho hacinamiento aunque allí las condiciones no eran mejores. Parecía que querían descabezar la dirección interna que teníamos o poner a los que sus confidentes consideraban más revoltosos en condiciones de mayor control.

Se produjo el 1ro. de agosto una situación explosiva por la suspensión de las visitas con el pretexto de un incidente ocurrido en la cárcel. Desde allí nuestros compañeros nos demandaron que los secundáramos en las acciones que iniciaban porque habían maltratado a los visitantes que acudieron ese día y la protesta originada abajo se extendió al Vivac. Tanto allí como en la cárcel se bloquearon los accesos, se empezaron a quemar colchonetas, se desarmaban literas para disponer de tubos con que defendernos y se demolieron paredes internas para tener proyectiles.

Los esbirros más connotados de la capital acudieron con la flor y nata de sus asesinos y la balacera contra los ventanales del Vivac y la galera de nuestros compañeros en la cárcel se incrementó.

Cuando los sicarios penetraron al Vivac, llegaron con sed de venganza hasta el llamado cruce de los Cuatro Caminos. Allí, un cabo del SIM convertido meses después en teniente, asesinó con una ráfaga a quemarropa, en la entrada de la galera dos a Vicente Ponce Carrasco, penetró en el cubículo rematándolo y disparando a mansalva contra todos. Otros esbirros lo secundaron. Roberto de la Rosa cayó fulminado instantáneamente y Reinaldo Gutiérrez, con varios impactos en el pecho, avanzó hacia ellos hasta que se desplomó. Un grupo de heridos yacía entre las literas mientras instintivamente otros tratan de agazaparse eludiendo la plomiza. Los sicarios disparaban hacia los parapetos del comedor y se aprestaban a avanzar para repetir la matanza.

Al fin detuvieron el tiroteo contra los detenidos desarmados y permitieron que los heridos y muertos fueran trasladados a la enfermería. Sacaron a los presos de esas cuatro galeras del Vivac, los empujaron hacia el comedor, obligándolos a quitar los parapetos y condujeron a todos hasta el pequeño patio final donde una decena de policías montaron simultáneamente sus ametralladoras intimidando y amenazando con continuar la masacre.

Abajo, en la cárcel, igualmente penetraron en los recintos, con insultos y golpes obligaron a retirar los parapetos y a limpiar. Allí estaba detenido uno de los máximos dirigentes del Movimiento 26 de Julio, Armando Hart, en espera de ser enviado a la Prisión Modelo de la Isla de Pinos, capturado cuando fungía como Coordinador Nacional del Movimiento y a quien estamos celebrando en estos días sus prolíficos 80 cumpleaños. El resto de los compañeros, entre ellos Rogelio Iglesias Patiño, Pao, lo protegieron de un ensañamiento.

Pao sobrevivió a aquella matanza pero fue asesinado años después cuando la CIA detectó que haciéndose pasar como contrarrevolucionario era un agente de la Seguridad Cubana que había logrado penetrar los grupos terroristas en Miami.

Han transcurrido cincuenta y dos años de aquel hecho y los sueños de cambios revolucionarios que los llevó a la cárcel y por los que cayeron allí Vicente, Reynaldo y Roberto se han realizado. De sus compañeros de prisión varios como Pao han caído en los ulteriores combates por alcanzar esos mismos sueños y muchos otros ya llegaron al final fecundo de sus días. Esos tres compañeros no pudieron oír el parte del Comandante en Jefe después del combate de Las Mercedes pero presentían y anhelaban el fin victorioso.

Los que aún quedamos estimamos que todos, los que no vieron el amanecer y los que contribuyeron a consolidarlo después y ya no están entre nosotros, como los que cayeron en aquellos 74 días de combates en La Sierra, son enhiestas banderas para la nueva oleada de jóvenes que nos sigue con idéntica voluntad.

Vistas: 103

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Martianos para agregar comentarios!

Únete a Martianos

Miembros

TELESUR

ONU rechaza imposición de medidas económicas unilaterales

El texto presentado expresó que la imposición de medidas coercitivas unilaterales perjudica en particular a las economías de los países en desarrollo.

Continúa realización de Congreso Internacional de Estudiantes en Venezuela

En un evento que cuenta con más de 1.500 jóvenes de cerca de 30 países, se le brindó respaldo a pueblos como el de Bolivia o Chile, inmersos en luchas político-sociales determinantes.

Duque condena vandalismo durante paro nacional en Colombia

A través de una alocución presidencial, Duque denunció la "alteración del orden público y ocasionar desmanes" durante la realización de protestas pacíficas.

Censura mediática en Bolivia: persecución y amenazas a medios

Funcionarios del Gobierno de facto de Bolivia amenazaron a periodistas locales y extranjeros que cubren las protestas en favor del presidente Morales.

© 2019   Creada por Roberto Domínguez.   Con tecnología de

Informar un problema  |  Términos de servicio